CARNAVAL.CARNAVAL TRADICIONAL DE CANARIAS




Las reminiscencias del Carnaval Tradicional en Canarias se encuentra en las actividades que de forma colectiva se transmitieron de generación en generación, pervivieron en el ámbito rural y estaban relacionadas directamente con la finalización del invierno. A través de disfraces, máscaras, bailes y los productos propios de las fechas, se viven momentos de evasión con una fiesta ligada a las creencias y al pasado.


LOS DIABLETES DE TEGUISE
Según los estudiosos del tema, inicialmente los diabletes formaban parte de la festividad del Corpus, pero con el tiempo se trasladó al carnaval y al igual que los buches y los carneros, están relacionados con los ritos para propiciar la fertilidad. El disfraz de diablete es una alegoría al chivo (macho cabrío) y al diablo. La máscara tiene forma de cabeza de toro negro, con grandes cuernos y una larga lengua roja. La vestimenta es estampada con rombos listados negros y rojos. Llevan correajes cruzados de los que cuelgan pequeños cencerros y un palo con un pequeño saco lleno de arena o trapos, con el que golpean el suelo, gritando, persiguiendo y asustando a niños y jóvenes por las calles.


LA PARRANDA MARINERA DE LOS BUCHES
Son una tradición de la que se tiene noticia desde el S. XIX, en una referencia realizada por el viajero René Verneau.  Esta tradición tiene lugar el martes de carnaval por las calles de Arrecife de Lanzarote, donde un grupo de hombre, ataviados con una vestimenta similar a la utilizada por los campesinos lanzaroteños de principios del S. XX y tapados los rostros con caretas confeccionadas con redes, van cantando y propinando golpes con voluminosos buches de pescado- previamente inflados y secados al sol- a todo aquel con el que se encuentra.  A cada momento entran en las casas y se ponen a bailar hasta que se les haya servido un vaso de vino o de aguardiente. Desgraciado de aquel que rehúse aceptar esta costumbre. Enseguida asaltaran su casa. Esta costumbre carnavalera tiene antecedentes en diversas localidades españolas, aunque en lugar de buches usan vejigas de cerdo.
Las canciones que canta la parranda de los buches son, en general, pasacalles y animadas melodías que, en mucho de los casos, hacen alusión a Cuba o a costumbres marineras en general. El acompañamiento es realizado con guitarras, laudes, timples y “forito” (acordeón), así como diversos instrumentos de percusión como la “batea” y el “pito de agua” con forma de barco.
“El paseíto de D. Tomás” es uno de los temas que aún se conservan del folclore marinero, cantando antiguamente en tiempos del carnaval.
Según los estudiosos, el origen de los buches, estaría en una tradición de la antigua Roma, representada por los LUPERCI (adoradores de la loba que amantó a Rómulo y Remo), que salían por las calles desnudos golpeando a las mujeres con un trozo de piel de macho cabrío con el fin de propiciar la fecundidad.  Esta tradición encuentra su paralelismo en los carneros del hierro.

LLEGADA DEL INDIANO O BATALLA DE LOS POLVOS TALCOS 


El Carnaval de Santa Cruz de La Palma está marcado por la celebración durante el lunes de Carnaval del desembarco de Los Indianos. La comitiva parte desde la Avenida de Los Indianos hasta la Plaza de la Alameda, a ritmo de sones cubanos, en medio de una batalla campal de polvos de talco. El único requisito es ir vestido de impoluto blanco de los pies a la cabeza.
Los indianos (el término proviene de "los que emigraron a Las Indias", tierras americanas) son aquellos emigrantes retornados de Cuba, que a su llegada hacían alarde y ostentación de la riqueza obtenida en aquellas tierras.  

Por ello emulan a los emigrantes ricos que regresaban a la Palma elegantemente vestidos con blondas y encajes, trajes de impecables linos blancos y tonos crudos, guayaberas, coches descubiertos, niños ataviados de marinerito, maletas antiguas hechas de madera, sombrillas, sombreros de época, billetes, habanos, mulatas, jaulas con loros...
En cuanto al origen de esta fiesta, hay varias teorías.  Una sostiene que en uno de sus viajes en barco, los indianos llevaron un cargamento de haria en el barco que se arruinó en el travesía y terminó tirada en el muelle. Era carnaval y a algunos se les ocurrió hacer una guerra con ella.  El hecho derivó en tradición y hoy se sustituye por talco. Otra plantea un posible paralelismo con rituales de blanqueo de la piel de las comunidades “ñáñigas” incorporados a la cultura cubana por los descendientes americanos. También se oía decir que este empolvado exagerado tenía su origen en los delicados polvos cosméticos de maquillaje que usaban las damas palmeras llegadas del Caribe.  Muy morenas por el sol de allí, a fin de ocultarlo y de presentarse ante la expectante sociedad de La Palma con la tez lo más blanca posible, pretendían, como signo social de diferenciación, distinguir entre los amos y los esclavos y sirvientes negros que componían la rica comitiva. “LOS INDIANOS”. José G. Rodríguez Escudero
VIDEOS:


LOS CARNEROS DEL HIERRO
La localidad de Tigaday, municipio de Frontera en la isla de El Hierro, conserva el Carnaval denominado de “Los Carneros”. 

Un grupo de jóvenes, el Martes de Carnaval, se tiznan el cuerpo con carbón o betún, luego se cubren el cuerpo con pieles de ovejas y las caras con cabezas de carneros disecadas, se amarran a la cintura varias cencerras y salen por los caminos y las calles a media tarde corriendo tras la gente para estregarse su cuerpo al del viandante con la intención de embestirles, asustarles y tiznarlos.
A este grupo les acompaña un personaje que no lleva cabeza de carnero y que denominan “el loco”, el cual lleva arrastrando por el suelo unas cadenas amarradas a los tobillos y un machete en la mano que igualmente arrastra contra el suelo, siendo muy temido por el ruido que va emitiendo, unido a las chispas que salen del arrastre del machete.
VIDEOS:
BAILE DE PIÑATA
 Desde hace mucho tiempo, los Carnavales se celebran en nuestra tierra en las vísperas de la entrada de la Cuaresma (el Miércoles de Ceniza se inicia la Cuaresma);de hecho, se comenzaba con el llamado Carnaval Chico o "Carnaval de Piñata" el primer domingo de Cuaresma. 

Las mascaritas se vestían con ropas usadas de los familiares mayores. La mujer se vestía con ropas de hombres: pantalón, camisa, corbata, chaleco, chaqueta y sombrero; las manos a veces se las tapaban con un calcetín viejo. La cara la cubrían con una talega blanca, recortando el orificio de los ojos, la nariz y de la boca, o bien se colocaban un velo. Podía encontrarse alguna máscara con la ropa al revés, dando la sensación de que caminan hacia atrás. El hombre se vestía de mujer con chanclas, calcetines, medias estropeadas, faldas y blusas o trajes enteros, pañuelos en la cabeza, sombrera y cara cubierta igual que la mujer. Tanto uno como otro solían falsear la voz para que no les conocieran.
Se iban encontrando por los caminos en dirección al baile, donde aprovechaban para darse algunas bromas. Al llegar al lugar del baile, se reunían en el salón, los tocadores se colocaban en una esquina para amenizar el baile con parrandas de cuerda, a veces se oían acordeones o la presencia agradable de un violín, tocaban aires alegres que les permitiera bailar en pareja (realidad poco habitual), se escuchaban isas, mazurcas, rancheras, pasodobles, joropos, rumbitas … 

La piñata tenía un parecido con una naranja, a lo grande, cubierta de telas de colores y de la cual colgaban muchísimas cintas también de colores. Una de éstas abría el mecanismo por donde caían los objetos del interior, frutos secos, harina, caramelos, gofio, huevos, chucherías, algún ratón o conejo pequeño.
VIDEOS:  
LAS VIEJAS A CABALLOTAS
Es una apuesta del Carnaval de Los Llanos de Aridane en la isla de La Palma. Es una aportación que ha ido arraigando en el tiempo, donde un personaje se divierte en sí mismo pero portando la simbólica representación de dos en uno, mostrándose una visión estética de una mujer mayor que aparenta llevar a la pela a un muchacho joven, todo ello en el marco del acercamiento a los ritmos de polcas en las que se enmarca esta cultura reciente del Carnaval.
VIDEOS: 
LOS ARCHIPENCOS



Los Artilugios Carnavaleros Hidrodinámicos Impulsados Por Energía No Contaminante Obviamente (Achipenco) en Puerto del Rosario, dan otra dimensión ecológica y alternativa como contenido de la diversión, la creatividad y la participación en la apuesta del Carnaval Medioambiental. Alegría y colorido la bahía de Puerto del Rosario atraen a varios miles de personas por la singular ´carrera´ en la que no gana el primero en llegar a meta, sino aquel que demuestre la originalidad de decorados y sus elementos de flotaciónnos 



CARRERA DE ARRETRANCOS

La carrera de arretrancos de los carnavales de Puerto del Rosario es una “carrera automovilística” llena de imaginación y humar de temática libre en la que se valorara especialmente la originalidad del diseño, no la velocidad o rapidez de los artefactos en la carrera.






EL MATA CULEBRA
Este ritual del Mata Culebra forma parte del llamado "folclore de emigración" y era característico de las comparsas ñáñigas, propias de las luchas por la libertad de los esclavos en la Cuba del siglo XIX. En este espectáculo aportado por los emigrantes que regresaron de Cuba, se trata de simular el matar una culebra, símbolo del ser maligno, a través de música, danza y representación.  En Cuba fue la expresión burlesca de los esclavos de color representada por los negritos y el mayoral (amo y único personaje blanco) donde el colectivo, que a fuerza de látigo impone matar la culebra mientras van cantando como si un pie de romance fuera.  
VIDEOS:

EL CARNAVAL DE LA ALDEA
Muchos de los informantes consultados en la investigación realizada en el año 1988, aseguraban que antiguamente solían vestir a los niños de cabras y machos, con cencerros y pieles y que iban por los caminos y las calles del pueblo a modo de ganado con una o dos personas mayores que eran y hacían de pastores.
En la representación que hacen los miembros del Proyecto, a los niños se les disfraza con zaleas o pieles de cabra y se les tizna la cara, manos y piernas de negro. Un adulto les acompaña, haciendo de pastor, recordando costumbres ancestrales que tienen que ver con los rituales de fertilidad. 
VIDEOS:  




ENTIERROS DE LA SARDINA, "TRADICIONALES", artículo publicado el 10 de febrero de 2005, nº39, por la redacción de BienMeSabe:

Mientras la mayoría de los municipios de Canarias realizan el tradicional Entierro de la Sardina, revitalizado en las capitales insulares por el resurgir del Carnaval tras las llamadas Fiestas de Invierno enterradas en su letargo político-religioso, son muchos los pueblos de Canarias que todavía manifiestan un carácter más popular y arraigado a sus tradiciones como señas de identidad propias.


Al compás de golpes de piedras en las azadas, el sonar de los bucios o bocinas y al son de coplas como “ La sardina se murió, jo, jo, y la fueron a enterrar, jo, jo, veinticinco palanquines, jo, jo, un cura y un sacristán, jo, jo.”, pervive, de forma primitiva en distintas localidades de nuestras islas “Entierros de La Sardina” en forma de machango o Rascayú, hechos de trapo y otros materiales. 

A finales del siglo XIX Domingo J. Navarro nos relataba que los carnavales acababan con una especie de pasacalle-procesión donde se celebraba la ceremonia de pasear un rolo de platanera al que se le ponía una vela encendida en el centro del rolo, simulando su corazón, y se le atravesaban dos palos, uno en la parte inferior y otro en la superior, además de colocarle su correspondiente sombrero. Luego las acompañantes rociaban a todos los que se encontraban al paso de la comitiva mojándolos con una escoba empapada de agua que se llevaba en un balde.

Ayer, Miércoles de Ceniza, en el Norte de Tenerife esta manifestación popular se celebró de muy distintas maneras ofreciendo diferentes variantes, pero vividas todas con igual desenfreno y con idéntico dolor fingido por la muerte de un ser querido. En La Orotava se hacen los máximos honores a la Quema de San Crispín en la plaza de La Constitución contando con la especial colaboración de la Asociación de Vecinos Pinolere. En el mismo municipio, pero en el barrio de La Perdoma, se repiten las exequias con expresiones de desconsuelo y dolor en memoria del fallecido “Tio Pepe”. 

Ya en Los Realejos tiene lugar el Entierro del Señor Rascayú, acompañado por la Fanfarria Realejos y la Asociación de Vecinos Cañaveral, de La Carrera, que le hace los honores de despedida en la procesión que acaba con las llamas ardientes en una noche loca. 


Sansusino, en Garachico


Por último, en la Villa y Puerto de Garachico, la sardina también adopta forma de hombre con la Quema del Sansusino. Tradición que parece tener origen portugués, del nombre susino, un pez (Lirio-Ferro) procedente de Madeira y Azores. El cortejo fúnebre procede al desfile del machango de trapo, entre la lectura de las letanías, las típicas remamas y las cuartetas de fácil rima con críticas mordaces. Como colofón de fiesta en honor a Don Carnal se procede a la elección de las Misses Sansusinos.

Como en otras manifestaciones en estas expresiones populares de una sociedad transformada por la celebración de las Carnestolendas, Canarias preserva extraordinarios elementos patrimoniales de nuestro acervo cultura





Testimonio de la participación de un pelele en el Carnaval canario lo recoge el 24 de abril de 1887 el periódico tinerfeño El Abejón, en una columna titulada “El entierro del monigote”. Allí el cronista manifiesta: como en cualquier pueblo de la cristiandad, guardan la inveterada costumbre de enterrar la sardina el miércoles de ceniza. Y este año salió, como siempre, el tradicional monigote, caballero en su rucia [caballo o bestia], por las calles de la ex cabeza del ex batallón de Abona. Un considerable gentío, en el que dominaba el elemento imberbe, acompañándolo con bucios, cencerros, pitos, cacharros y demás instrumental del caso, formando una algarabía de mil … fusionistas.

También el periódico herreño El Deber, el 28 de febrero de 1921, nos aporta otra noticia del tradicional muñeco: El entierro de la Sardina también resulto una buena nota de entrenamiento, pues después de recorrer las principales de calles de la Villa [Valverde], terminó la parranda, ya oscurecido, en el pico denominado Asabranes, con la reducción a cenizas del muñeco artísticamente arreglado al efecto.





EL CARNAVAL TRADICIONAL EN OTROS LUGARES DE ESPAÑA

Por Castilla y León hay carnavales «auténticos», de los de toda la vida, de los tradicionales: Cebreros (Ávila), Aguilar de Campoo (Palencia), Miranda del Castañar (Salamanca), Mucientes (Valladolid), Ciudad Rodrigo (Salamanca), Hontoria del Pinar (Burgos), Toro (Zamora); y en la provincia de León los afamados de La Bañeza, Llamas de la Ribera y Velilla de la Reina. Sin olvidar los de Astorga, Ourense, Guadalajara, Canarias,...

* CARNAVAL DE ORENSE (tomado de: www.sientegalicia.com, con fines EDUCATIVOS)


 El Carnaval ( "ENTROIDO", en Galicia) es una fiesta tradicional que es diferente dependiendo de la zona  de Ourense donde tenga lugar.

  En cada uno de los diferentes entroidos existe un personaje característico que anima de diferentes maneras las calles del pueblo. En LAZA están los peliqueiros, en Verín los cigarróns y en Viana las tamborradas y los boteiros.

CARNAVAL DE LAZA


El Entroido de Laza” es considerado como el de mayor antigüedad de toda Galicia.
El momento más importante de la fiesta es el Miércoles de Ceniza, en al que la gente recorre las calles con sus “fachós” (antorchas).
El domingo por la mañana aparecen los famosos “Peliqueiros” con su vestimenta típica: cencerros en la cintura, una máscara labrada en madera terminada en un semicírculo haciendo de sombrero con símbolos totémicos y un látigo al que llaman en la mano al que llaman “zamarra” y con el que fustigan a cualquiera que se cruce en su camino. También se dedican a arrojar a la gente hormigas y harina.
El domingo y el martes se realiza un divertido desfile de carrozas decoradas de varios estilos diferentes, pero todas con un toque divertido, ya que en eso consisten los carnavales de Laza.
La mañana del lunes tiene lugar la famosa “farrapada” una animada batalla en la cual como únicas armas se utilizan unos trapos (farrapos) manchados de barro. El mismo lunes a la tarde llega la Morena, un vecino del pueblo se disfraza con una máscara de cabeza de toro fabricada en madera y una manta sobre la espalda e intenta atacar a las mujeres mientras sus compañeros arrojan hormigas y tierra al público.


ENTROIDO DE VERÍN


El  Entroido del municipio de  Verín está considerado como uno de los carnavales más  representativos de Galicia. Los personajes más representativos del Carnaval en Verín  son los “Cigarróns”. Estos personajes son hombres disfrazados con una máscara fabricada en madera y pintada de forma que destaquen sus cejas, sus mejillas rojas y su enorme sonrisa irónica. Sobre la máscara llevan una especie de sombrero prendido, con  pinturas de colores muy vivos, que normalmente representan el sol y la luna.

ENTROIDO DE VIANA


El Carnaval de Viana do Bolo es uno de los Carnavales más ancestrales de toda Galicia.

El domingo de Entroido, se celebra el famoso desfile de “Foliones”, que son grupos de 30 a 40 vecinos con máscaras diferentes que portan grandes bombos que percuten a su paso por las calles generando un gran barullo, azadas, guadañas, cornas, etc. Cada uno de estos grupos representa una parroquia.
Destacan los “boteiros”  personajes que cuentan con trajes de costosísima realización y bello colorido , llevan máscaras terminadas en una especie de corona floral.





* CARNAVAL EN GUADALAJARA (www.flickr.com    Tomado para usar con fines educativos)

  En Carnaval, Villares celebra una antigua tradición que cuenta con siglos de historia. Un grupo de hasta 12 vecinos recorren las calles de Villares convertidos en vaquillones, que corren tras la gente del pueblo, especialmente las mozas, para embadurnarlas de hollín. En su llamativa indumentaria destacan las amugas que portan en sus hombros, unas angarillas de madera en las que se llevaba antiguamente la leña y la mies, cuya parte delantera se remata con cuernos de vaca, mientras que de la posterior se cuelgan numerosos cencerros. Los Vaquillones portan unas capas rojas, y ocultan su rostro tras una máscara de arpillera, que apenas les deja espacio para los ojos. La indumentaria se completa con un sombrero de paja, pantalones de pana y albarcas. Estas dos últimas prendas se intercambian entre los participantes para no ser reconocidos por sus vecinos. Por último, en la boca llevan un silbato o chiflo, fabricado de vejiga de cerdo, que emplean para comunicarse entre sí sin ser reconocidos. A mediodía, la Asociación de Vecinos La Alegría ofrece a todo el que quiera una comida a base de las tradicionales migas serranas, tras la que tiene lugar la salida de los vaquillones. El gran arraigo que presenta entre los vecinos, así como su elevado valor cultural y etnográfico, motIvó la declaración de la fiesta de los Vaquillones como de Interés Turístico Provincial.


EL CARNAVAL EN OTROS LUGARES DEL MUNDO

  . EL CARNAVAL VENECIANO.-El Carnaval de Venecia tiene sus orígenes en la Edad Media.   Por una noche la nobleza de la ciudad se disfrazaba para bailar y disfrutar junto a la plebe sin ser reconocidos. El pueblo llano, por su parte, contaba con el beneplácito de las clases más altas para criticar e insultar a sus señores sin temor a ser castigados por ello.La máscara. 
 Los seguidores del Carnaval de Venecia acuden al mismo portando una clásica máscara veneciana, que puede estar hecha de varios materiales y presentar varias expresiones, pero tiene una característica que la hace única: es de color blanco, aunque también puede ser dorada o plateada.
 Otro elemento característico de este carnaval lo conforman los trajes que viste la gente.Se trata de trajes muy elaborados inspirados en modelos de los siglos XVI y XVII.El carnaval veneciano dura diez días. 

Traje y máscara de carnaval en el escaparate de una tienda de Venecia


CANCIONES PARA EL CARNAVAL DE CANARIAS A PARTIR DE LA DICTADURA FRANQUISTA:

 CELIA CRUZ: "La vida es un carnaval"la vida es un carnaval

* Wilfrido VARGAS: "Mami que será lo que quiere el negro", mami que será
 * Wilfrido VARGAS: Abusadora
 * GEORGIE DAWN: Carnaval, carnaval

  * ELVIS CRESPO: "Suavemente

  *PARRANDA CUASQUÍAS: Himno del carnaval